Telf:(+591)(3) 3353357
Email: info@nuevademocracia.org.bo
C/Velasco N° 700 Edif. La Riva Of. 301

Corrupción y economía

Corrupción y economía

Por: Jimena Sánchez

 

La corrupción en nuestro país, son muchos los casos de corrupción pero aún más allá de los protagonistas de estos sucesos, vemos el fuerte impacto que tiene en nuestra economía y si mencionamos la ideología política que tiende a ser el mayor protagonista de la situación que nos agrava y que curiosamente parece no detenerse mientras no exista un cambio en la realidad tan triste y vaga de nuestra sociedad.

Lo más común entre todos los casos de corrupción que vemos son la de utilizar cargos públicos para enriquecerse, validando para llegar a ellos cualquier forma de conseguirlos tanto por hombres como mujeres ( caso zapata ), todo esto provoca defectos en la seguridad social, económica y muchos otros más, esto se ha notado en muchas empresas públicas e instituciones, verdaderamente deja mucho que desear.

La corrupción nos ha afectado tanto que a ahuyentado inversionistas extranjeros a excepción claro de aquellos países que aprovechan este tipo de realidades existentes en algunos países sobre todo latinos ( China ),que luego de mostrarse como una solución a todo el caos, empiezan a extraer a los niveles más altos todo lo que beneficie y aumente su economía, no solo eso, también llegando a quitar el trabajo a nuestros profesionales, como si no tuviesen la capacidad, y para culminar afectando al sector privado, todo esto provoca un desenlace fatídico en nuestra economía, en nuestro desarrollo y progreso.


Desde mi punto de vista, para tratar de cambiar esta realidad, hace no solo falta cambiar la ideología que se muestra que nos aplicable, que no funciona, si no para que esto suceda el surgimiento de nuevos líderes y más aun el cambio de mentalidad de la mayoría de nuestra población que tienen una idea errada a la hora de querer aplicar cambios que beneficiarían de manera grande a nuestro país, pero tengo fe de que algún día así será.


Por lo tanto llego a la conclusión que debemos brindar información sin ninguna mezquindad y de manera legible para nuestro entorno, en todo momento, debemos aportar con nuestro pequeño grano de arena a que suceda una reversión positiva en nuestra sociedad, para no llegar a extremos como los que se vive actualmente en Nicaragua y Venezuela, que más allá de que el poder se apoderó de los que rigen dichos países, se a llegado al fanatismo que es aún peor.


*La opinión del autor no constituye una posición oficial de la Fundación Nueva Democracia.

Modificado por última vez en Sábado, 20 Octubre 2018 17:03