Telf:(+591)(3) 3353357
Email: info@nuevademocracia.org.bo
C/Velasco N° 700 Edif. La Riva Of. 301

Límites al poder del Estado

Límites al poder del Estado

Por: Ana Karen Nuñez

 

¿Cómo lograrlo?, ¿qué medios utilizamos?


Todo gobierno tiene funciones y poder, y estos están limitados o restringidos por ley, estas leyes varían según la forma de gobierno de cada estado, pero lo más conocidas son las constituciones, es muy usada tanto como en el área del Derecho y en el de las Ciencias Políticas, ya que es muy importante, cada país posee una constitución aunque son distintas en contenido, debido a la realidad del país.

La razón por la que varían las constituciones según el país como dijimos dependen de la realidad de cada lugar, ya sea en el tema de cultura y más aun su forma política organizada, hay países que tiene un régimen político socialista, la constitución varía según la forma de gobierno, se ve el caso de Bolivia, con cada nuevo gobierno producto de golpe de Estado, se cambia la constitución con el fin de dar una legalidad o legitimidad al gobierno de facto, tiene como función principal definir cómo se organiza el Estado y los órganos que la componen, también determinar el comportamiento que deben seguirlos ciudadanos, mediante derechos y deberes determinados.

Por lo tanto, según dice Giovanni Sartori y de acuerdo a la tradición y doctrina constitucional clásica, se tendría que una Constitución sólo es válida si rige dentro de un Estado Democrático de Derecho, donde se promueven los valores fundamentales de la libertad y dignidad, puesto que su función primordial es precisamente proteger y garantizar dichos valores mediante la limitación a los abusos excesivos que puedan cometer quienes detentan circunstancialmente el Poder Público dentro de un Estado.

Nuestra historia lamentablemente es otra, el mal gobierno y uso degenerado del poder es notorio, el poder político se utiliza en beneficio de pocos individuos afectando a muchos vulnerando sus derechos, también el poder político hace el uso de la fuerza pública, es decir la coacción legítima del Estado. Entonces, cuando decimos que el poder político es usado en contra de las personas, no solamente es porque se afecta a éstas con las decisiones que toma el Gobierno, sino que con frecuencia se sustentan dichas decisiones con el uso de la fuerza, reprimiendo a quienes se opongan a ellas.


De este modo ya no hablamos solo del uso degenerado del poder, también entra el tema de un uso abusivo de él, por un exceso de poder, puesto que reflejan una forma de gobierno donde existe la restricción de libertades y derechos a los ciudadanos, mediante la concentración y abuso excesivo del poder político, de este modo es necesario limitarlo para evitar sus abusos, es por eso que la constitución tiene como función principal limitar y controlar al poder político, y de esta manera garantizar el ejercicio de las libertades ciudadanas.

 

*La opinión del autor no constituye una posición oficial de la Fundación Nueva Democracia.

Modificado por última vez en Sábado, 20 Octubre 2018 16:34