Telf:(+591)(3) 3353357
Email: info@nuevademocracia.org.bo
C/Velasco N° 700 Edif. La Riva Of. 301

Desafió para el avance de la doctrina liberal en minorías acogidas por el socialismo del siglo XXI

A lo largo del surgimiento de la guerra de las ideas entre una derecha conservadora y un socialismo que parecía innovador, se fueron dejando a un lado la inclusión de debatir las necesidades de grupos minoritarios que no se sentían identificados con ninguna idea o política pública, mucho menos un partido político, esto fue un caldo de cultivo para formar resentimiento hacia viejos regímenes que si bien satisfacían las necesidades pero no actualizaban su análisis a los estratos sociales, por lo cual estos grupos minoritarios sin voz fueron desarrollando resentimientos a la casta política más Conservadora. Como cualquier mesías, entra el socialismo del siglo xxi con una suerte de salvador a las clases oprimidas o consideradas erróneamente como “minorías” y así logro imponer el discurso de que el socialismo era la única respuesta a sus necesidades sociales y que al mismo tiempo era la única que los representaba y que se preocupaba de ellos como minoría oprimida.

Claro está que el socialismo no representaba en ningún aspecto a estas minorías como ser: la comunidad LGBT, pero al ser el único que abarcaba o intentaba abarcar políticas para este grupo, la comunidad no tuvo otra elección que seguir la línea del socialismo porque no había realmente ningún otro que se encargara de atender sus reclamos.

Esto siguió pasando con los años posteriores donde la guerra entre derecha e izquierda era tan fuerte que la comunidad LGBT no solo siguió sin representación en la derecha sino que fue duramente atacado y censurado, y lo único que le quedo al individuo fue defender con uñas y dientes el único partido o movimiento que lo representaba mediocremente y este era el socialismo, y aun así la izquierda no le dio solución a sus necesidades o reclamos, solo los victimizo más y los convirtió en una consigna de minorías oprimidas, dando migajas de promesas a cambio de votos y militantes pero sin ningún resultado favorable.

Aquí es donde entra la reflexión al liberalismo para abarcar temas y grupos que cada vez se alejan de la razón y el rigor de las ideas, no por que quieran, sino porque se ven obligados a seguir al gran Leviatán que los protege, el liberalismo en sus múltiples dimensiones tiene una labor especial con este grupo de darles la opción a que se sientan incluidos y que abracen las ideas liberales en el marco de la libertad que tienen como individuos y así juntos marchar por un único sendero de desarrollo humano y de conformación de un Estado moderno eficiente que protege y garantiza las acciones humanas en sociedad.