Telf:(+591)(3) 3353357
Email: info@nuevademocracia.org.bo
C/Velasco N° 700 Edif. La Riva Of. 301

LOS ENEMIGOS DE LA LIBERTAD

LOS ENEMIGOS DE LA LIBERTAD

Por: Alissón García Echeverria

 

Dentro de los temas que se estuvieron tocando en éste tercer módulo de la Academia por las ideas de la libertad, me llamó bastante la atención escribir sobre los que se consideran enemigos de la misma. Es, por tanto, que uno de mis principales objetivos a través de este artículo, es cuestionar al lector. 

Surgen distintas interrogantes, como ser: ¿Quiénes son los enemigos de la libertad? O tal vez resultaría un tanto más provocativo preguntar: ¿El liberalismo necesita de un enemigo? y si no es así, ¿De qué manera trascender las ideas liberales y vencer el irracionalismo de las personas?

Enrique Fernández, quien estuvo hablándonos acerca de la libertad en Bolivia y América latina, mencionó puntos muy importantes sobre los que considera enemigos de la misma. Como ser: Responsabilidades – destacó mucho la influencia de las élites militares, religiosas, revolucionarias e intelectuales. También ideas que surgen del socialismo, nacionalismo, conservadurismo y fascismo. Me pareció bastante interesante el análisis que hizo y personalmente podría decir que básicamente pueden establecerse dos bloques: el de quienes sacrifican la libertad de un grupo o de una clase frente a otro, de las masas frente a las élites; y el de los que sacrifican la libertad individual frente a una entidad colectiva, ya sea la voluntad general, la nación o el Estado.

Ante la necesidad de que el liberalismo establezca algún enemigo, nos vemos frente a un serio problema y es que por las mismas bases de tolerancia que plantea el liberalismo, no es posible señalar a alguien como el enemigo, debido a que éste tiene la libertad de pensar anti-racionalmente, aunque esto nos disguste. Sin embargo, éste escenario no crea un obstáculo, sino más bien una mayor necesidad de pensamiento y replanteamiento acerca de cuál es realmente éste enemigo.

 “El liberalismo es el más noble grito que ha sonado en el planeta. Proclama la decisión de convivir con el enemigo, más aún, con el enemigo débil.”



*La opinión del autor es personal y no constituye una posición oficial de la Fundación Nueva Democracia.

Modificado por última vez en Viernes, 27 Diciembre 2019 20:32